«Ni olvidar, ni utilizar: el único medio de salir adelante es comprendiendo».

Para Boris Cyrulnik, el acto de comprender es una de las estrategias fundamental que permiten seguir adelante y dejar a un lado el estancamiento, ese bloqueo en el que a veces nos vemos inmersos cuando no llegamos a entender lo que sucede. Eso sí, comprender no implica sanar, pero sí abre determinadas puertas al proceso de sanación.

Además, comprender lo ocurrido no suele ser fácil, no cuando lo experimentado nos ha golpeado fuertemente y nos ha herido. Es necesario un salto cualitativo a nivel cognitivo para lograrlo, es decir, otra forma de procesar lo ocurrido. Sin embargo, cuando llega, el sufrimiento comienza a aliviarse progresivamente y podemos avanzar.

__

Boris Cyrulnik es psiquiatra, neurólogo y etólogo francés conocido como uno de los padres de la resiliencia. No es casualidad que Cyrulnik haya indagado y estudiado tanto el trauma infantil: su infancia no fue fácil. Con tan solo siete años enviaron a su familia a los campos de concentración y nunca regresaron.

A partir de ahí, recorrió diferentes centros y familias de acogida, le cambiaron de nombre y fue trasladado a una granja con tan solo ocho años por la Asistencia Pública Francesa hasta que una tía suya lo encontró y se lo llevó con ella a París.

Todo lo vivido le llevó de alguna manera a estudiar medicina, psicoanálisis y posteriormente neuropsiquiatría hasta especializarse en el tratamiento de niños traumatizados y convertirse en uno de los principales expertos sobre resiliencia del mundo.

Participa del Programa de Coaching y Liderazgo Transformacional